follow me
Montañismo y Exploración
Sueña y lucha por ello: el ascenso al Everest

Jorge Salazar y Alejandro Aguilar hacían cumbre en el Everest los días 21 y 22 de mayo, respectivamente, después de sufrir las nuevas barreras impuestas por el ascenso chino. Este artículo, enviado a Montañismo y Exploración por Alejandro, narra su ascenso al punto más alto de la Tierra.







  • SumoMe

A menos de 2 semanas de partir de México, y con anticipos depositados y otros compromisos, los inconvenientes comenzaron a surgir. Mi amigo Diego, de Ecuador y quien inicialmente iría conmigo al Everest, tuvo que cambiar su objetivo y conformarse con el Lhotse por motivos financieros pues escalar el Everest por el mismo lado el lado de Nepal representa 10,000 USD por concepto de Permiso de Escalada únicamente (independientemente de que llegues a la cima o no).

Una grieta en la Cascada de Hielo del Khumbu. Foto: Alejandro Aguilar

Una grieta en la Cascada de Hielo del Khumbu.Foto: Alejandro Aguilar

Así que al final quedamos Jorge Salazar, de México, y yo para el Everest por el lado sur y Diego para el Lhotse. Decidimos esto pues el Everest por el sur y el Lhotse comparten tres de los cuatro campamentos necesarios para escalar cada montaña, de este modo seguiríamos juntos en la mayor parte de la expedición.

Al llegar a Katmandú continuaron los inconvenientes, la agencia que contratamos (Monterosa) comenzó a querer aplicarnos “la juvenil” y quería aplicar cargos extras a lo convenido o a darnos servicios y coberturas muy limitadas que nos obligaran a pagarle montos adicionales. En el estira y afloja y en el “no me dejo y no me dejo”, fuimos resolviendo de a poco las cosas.

Incluso recuperar nuestro equipo de escalada enviado por anticipado vía cargo aéreo llegó con retardo y supuso la pérdida de varios días tratando de buscar ayuda y la mejor manera de sacarle de la bodega de aduana en el aeropuerto (Monterosa nos ofreció su ayuda por una jugosa cantidad que obviamente no aceptamos). Después de varios días perdidos, corajes varios, llamadas y alguna que otra “lanita por debajo del agua” obligada en Nepal, el quinto país más pobre del mundo, conseguimos sacar nuestros barriles con equipo del aeropuerto.

Acercamiento a la montaña

El acercamiento al Everest consiste en volar primero en avioneta a Lukla, en un vuelo de 40 minutos al oeste de Katmandú, pero antes de poder volar en un avión ruso de unos 20 o más años de antigüedad se tiene que levantar la neblina en Katmandú y tienen que verificar que el clima en la zona montañosa de Lukla sea idóneo para permitir el aterrizaje en una pista diminuta de menos de un kilómetro de largo. Que sale, que no sale nuestro el vuelo… y al final conseguimos volar en nuestro viejo avión rumbo a la gran aventura en el Sagarmatha, como también se le conoce al Everest en Nepal.

El largo trayecto del Cwm Occidental. Foto: Alejandro Aguilar

El largo trayecto del Cwm Occidental.Foto: Alejandro Aguilar

Un trayecto de 8 días separa a Katmandú (a 1,500 metros) del Campamento Base del Everest (a 5,300) comenzando por el vuelo en avioneta, seguido del trekking que inicia en Lukla (a 2,800), pasando por Pakhding (2,640); Namche Bazaar (3,446); Tengboche donde se encuentra uno de los monasterios budistas más hermosos y recónditos de todo el mundo, Debuche, Periche (4,230); y Lobuche (4,930).

La espera se hizo larga como la cuaresma, como dice Jorge, pues todos los que estábamos en el Campamento Base tuvimos que esperar a que los chinos llegaran a la cumbre por el lado norte. China, como las grandes potencias del mundo, ejerce una influencia apabullante en esta región de Asia. No sólo cerraron la montaña a los escaladores desde su propio país, sino que pidieron “gentilmente” a Nepal que hiciera lo mismo para tener la montaña para ellos solitos y no tener ningún inconveniente. Incluso una parte de nuestra espera en Katmandú fue debido a que existía la incertidumbre y falta de información clara por parte de las autoridades nepalesas en cuanto a la liberación de nuestros permisos de escalada y en cuanto a la imposición de ciertas restricciones en caso de que los otorgasen.

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7



 



Suscríbete al Boletín

Google + Facebook Twitter RSS

 

Montañismo y Exploración © 1998-2024. Todos los Derechos Reservados
Sitio desarrollado con SIPER
Diseño por DaSoluciones.com©